En el frio de una mañana de diciembre

Asi se rueda en mi tierra, que es un jardin de los dioses,

Alegre el sol cuando asoma tras la loma y se encuentra con estos “rodantes” que contrario a los pronosticos, decidieron salir de casa y hacerse uno con el frío del amanecer.



Sigue el sol ascendiendo y seguimos rodando hasta llegar al final de la ruta trazada, el trío de tres se detiene y toma pose entrenada, como fue la ruta de aquella mañana que apenas iniciaba.
 

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *