Ya de bajadita del 2010.

En medio de la borágine mercadológica de la navidad y del año nuevo, después de la tragazón de la cena de noche buena y, algunos con la cruda del recalentado… aún así salimos a rodar… y qué regalo! Luego de más o menos 5 años de rodar y este bosque mágico (ya habría que expropiarlo de las manos privadas no?) llamado la Primavera, este pasado domingo me toco descubrir nuevos rincones, veredas que tan solo algun extraviado cruza, valles escondidos a pocos minutos de la mancha urbana. Esta vez no pongo la ruta ni mapa para proteger esos mismos rincones. No solo de los visitantes sino de la misma autoridad.

Encontramos que la ruta fue más larga de lo planeado, y algo que fue gratificante fue saber que rodando en equipo siempre podremos superar los retos que quizas solos no podríamos… esto lo da también el ciclismo de montaña, de repente alguno no sabía por donde continuar, y alguien más sugería o encontraba la vereda que al final de la ruta nos devolvió a la salida… y sí, quizas no fue por donde hubiéramos pensado al inicio, pero regresamos y con ello concluimos conociendo un poco más del bosque, de nuestras bicis, de nuestros compañeros de rodada, de nosotros mismos!

Ya viene la fiesta de despedida al 2010 y bienvenida al 2011… que todos ustedes la pasen a todo dar y sea tan solo el inicio del mejor año de nuestras vidas… solo tendremos un 2011, asi que a aprovecharlo!

Salud!

Ro

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *